Menú Principal
21 de Octubre de 2019

Buenas Prácticas Laborales

Maltrato Laboral

De acuerdo a lo señalado en el instructivo sobre “igualdad de oportunidades de prevención y sanción de maltrato, acoso laboral y acoso sexual, en los ministerios y servicios de administracion del Estado” del 23/05/2018, entenderemos por maltrato laboral: “Cualquier manifestación de una conducta abusiva, especialmente los comportamientos, palabras, actos, gestos, escritos  y omisiones que puedan atentar contra la personalidad, dignidad, integridad física o psíquica de un individuo, poniendo en peligro su empleo o degradando el clima laboral”.

Constituye un atentado a la dignidad de una persona y al igual que el acoso laboral, es una conducta que constituye agresión. Puede ejercerlo una jefatura, un par o un conjunto de compañeros/as de trabajo. El efecto de esta acción agresiva puede ser el menoscabo y humillación, causado por acciones discriminatorias u otras que vulneren sus derechos fundamentales.

 

Acoso Laboral

Se entiende por acoso laboral “Toda conducta que constituya agresión u hostigamiento reiterado, ejercida por el empleador o por uno o más trabajadores, en contra de otro u otros trabajadores, por cualquier medio y que tenga como resultado para él o los afectados su menoscabo, maltrato o humillación, o bien que amenace o perjudique su situación laboral o sus oportunidades en el empleo”.

Para efectos del Servicio de Salud Arauco se entenderá como acoso laboral “Aquellas situaciones (comportamientos tales como gestos, palabras, actitudes) que atenten por su repetición o sistematización, la dignidad, integridad física o psíquica, el normal desempeño laboral de una persona o grupo de personas, degradando el ambiente de trabajo y/o poniendo riesgos en el empleo”

 

 

Acoso Sexual

A partir de orientaciones de la Dirección del Trabajo, el acoso sexual “Es una conducta ilícita, que lesiona diversos bienes jurídicos del trabajador afectado, tales como la integridad física o psíquica, la igualdad de oportunidades, la intimidad, la libertad sexual y todos los derechos derivados de la dignidad de la persona”.

Además según el Código del Trabajo “Es todo acto o actitud que una persona realiza en forma indebida, por cualquier medio, requerimientos de carácter sexual, no consentidos por quien los recibe y que amenacen o perjudiquen su situación laboral o sus oportunidades de empleo